Pesadilla.

1 Oct

De repente desperté de lo que había sido una pesadilla, una mala jugada de la inconsciencia que vive en nuestra mente, de una parte que sin quererlo nos amedrenta y hace sentirnos mal.
Había despertado de un mundo en el que los seres sin personalidad, y con malas experiencias habían marchitado mi imaginación. Y de repente desperté, en un país verde, cubierto por una espesa capa de nubes, en el que la humedad despeja los pensamientos, y hace pensar con claridad. Encontré seres despiertos, llenos de felicidad y que me inspiraban tranquilidad, serenidad, confianza y seguridad. Unos seres que aseguraban que yo tenía una luz que me diferenciaba del resto, una luz que había perdido hacía tiempo, y que gracias a ellos había vuelto a conseguir.

Anuncios

No

24 Ago

que no me manejen, y que no me digan lo que tengo que hacer

Empieza la cuenta atrás

9 Ago

…………

Es raro.

22 Jul

Aunque el más guapo de los guapos, el más listo de los listos, el mejor partido, la mejor persona, o el mas alto viniera a pedirme matrimonio a mi puerta, preferiría tu sonrisa, aunque solo durase un segundo.

Aromas, olores, fragancias.

7 Jul

Es tu olor, ese olor que me hace reconocerte a metros de distancia. Ese olor que hace que se me nuble la vista y cierre los ojos para concentrarme. Es tu olor, el olor a ti lo que me vuelve loca.

Aunque no sea una fanática de lo divino

19 Jun

rezad a Dios para que el miércoles mi Tráfico querido me ponga el exámen a media mañana (o más) para que me de tiempo a hacer el exámen de la facultad…

sino tendría que esperarme una semana más, y necesito ver a mi gente ya!

Nos equivocamos.

17 Jun

Muchas veces pensamos que hay cosas que no nos gustan, y nos quejamos todo el rato de ellas.
No queremos lo que tenemos, pero cuando vemos que se va a acabar empezamos a darnos cuenta de las cosas.

Sé que voy a echar de menos  mi piso, mi libertad, mi independencia, mis compañeras de piso, mi Granada.
Mis amigas de aquí, porque las voy a echar de menos…

Mi B y mi R, mis tapas de noche, mis sesiones de estudio en aparejadores, en caminos… Mis noches de karaoke y mis historias de media noche.

Me espera un año fuera, y aunque estén cerca de mí, no van a estar tan cerca como lo están ahora.

Os voy a echar de menos.

Llega el verano y llegan las despedidas… y no quiero.